Archivos Mensuales: noviembre 2012

Palabras #49

Hay que enmendar el agravio.

– Mirra dixit

Anuncios

The descendants

The descendants

Película “The descendants” (2011)
+info | Trailer

“- ¿Qué piensa Alex de lo que está pasando?
¿Qué dice?
– No dice nada.
– ¿Qué quieres decir?
Creí que hablaba contigo todo el tiempo.
– En realidad no hablamos de nuestros problemas.
Lidiamos con nuestra mierda hablando de otras cosas…
…y divirtiéndonos.
– ¿Qué harías en mi lugar?
¿Cómo manejarías a mis hijas?
¿Cómo manejarías la situación de este tipo que tratamos de encontrar?
– Ya te dije, viejo.
Le metería los testículos en un cajón y le pegaría con un bate con púas.
En cuanto a tus hijas, no sé.
Cambiarlas por hijos, supongo.
– Bueno, probablemente terminaría con algo como tú.
– Yo no soy tan malo. Soy inteligente.
– Tú estás como a cien kilómetros de la inteligencia.
Sin ofender.
– Se equivoca, abogado.
Soy inteligente y ya sabes, tengo una buena higiene.
Soy un guitarrista decente.
Soy buen cocinero.
Es decir, cocino todo el tiempo.
Soy vicepresidente del club de ajedrez de Punahou.
Y siempre tengo hierba.
– Tu mamá debe estar muy orgullosa.”

Anathema – Empty

COMO : Empty
QUIEN : Anathema
DONDE : Alternative 4
CUANDO : 1998


Assault Girls

Assault Girls

Película “Assault Girls” aka “Asaruto gâruzu” (2009)
+info | Trailer

“La realidad es la representación de la
sabiduría individual convencional

Es cada experiencia que pertenece a una sola persona.
Entonces cada realidad puede ser percibida
por otros como simple imaginación.

El intercambio es cuando tal imaginación
se abre para lograr cierto grado de empatía.

Tal estado tiene el potencial de ser percibido como realidad.
Mientras un sentido de plenitud pueda parecer vacío
en el mundo virtual, la misma sensación puede ser aplicada
a la plenitud en el mundo real.

Tal como cada intento de llegar a la eternidad fracasa,
de hecho se limita a lo definitivo
para que la realidad pueda concebirse en lo biológico de cada ser.”

Alienígenas y Dinosaurios

Alienígenas y Dinosaurios

Documental “Alienígenas y Dinosaurios”

Título: Alienígenas y Dinosaurios
(episodio 10 de la 4ª temporada de la serie Ancient Aliens)
Productora: Canal Historia
Duración: 44 min
Año: 2012

En 1819 en las afueras del pueblo de Stonesfielden, Oxfordshire, Inglaterra, el paleontólogo William Buckland descubrió huesos fosilizados y partes de una mandíbula, aún con dientes, de un enorme animal desconocido al que llamó Megalosaurus (gran lagarto), en lo que sería el primer descubrimiento oficial de los restos de un dinosaurio.

Los dinosaurios, que desde entonces se han ido encontrando por todo el planeta y de los que hay más de 1000 especies conocidas (y probablemente haya mil más por conocer), eran de todo tipo, vivían en entornos muy diversos y su tamaño podía ir desde el de un pollo hasta los animales terrestres más grandes jamás vistos, como por ejemplo el Titanosaurus, que pudiendo llegar a alcanzar los 37 metros de altura y las 100 toneladas de peso superaba en 25 veces el peso de un elefante macho adulto, que es el animal terrestre más grande que hay en la actualidad.

Los dinosaurios herbívoros como el Titanosaurus eran peligrosos básicamente por su tamaño, y es que en la época de los dinosaurios no sólo ellos podían llegar a ser muy grandes; todo era gigantesco, plantas incluidas.

Durante la era de los dinosaurios, vivieron muchos otros animales. A parte de, por ejemplo, reptiles gigantes nadando en el océano o reptiles voladores volando sobre las cabezas de los dinosaurios, también había insectos, mamíferos, anfibios y otras criaturas, aunque los dinosaurios fueron indiscutiblemente los reyes sobre la Tierra.

A pesar de que los científicos han estudiado los fósiles de dinosaurios a lo largo de casi 200 años, sus teorías sobre qué eran estas criaturas gigantescas, dónde y cómo vivían, cambian a menudo con cada nuevo descubrimiento. Por ejemplo hace no mucho los paleontólogos han indicado que el Tiranosaurus Rex probablemente no estuviera cubierto por escamas sino por plumas. Y de hecho se han encontrado plumas de dinosaurios muy bien preservadas en ámbar, lo que hace creer a la comunidad científica que muchos de los dinosaurios, si no la mayoría, tenían algún tipo de cobertura plumosa y, además, se cree que eran de sangre caliente.

Se sabe (o cree saber) que tenían comportamientos muy complejos, que algunos se comían los huevos, lo que demuestra que muchos de ellos hacían nidos en el suelo donde los protegían de los depredadores, proporcionando comida a los jóvenes en desarrollo, como solemos ver en las aves. También se suele pensar en los dinosaurios como reptiles letárgicos y gigantescos que eran lentos y perezosos, pero esta idea ha cambiado completamente ya que ahora se considera que eran mucho más activos de lo que se pensaba. Además crecían muy rápido.

Aún con todo sabemos muy poco de los dinosaurios. ¿De dónde venían y qué les sucedió realmente? ¿Podrían haber sido un experimento primitivo de los extraterrestres con la vida sobre la Tierra?

En cuanto a su nivel de inteligencia, teniendo en cuenta que el Homo Sapiens está en el planeta hace alrededor de 200.000 años y que los dinosaurios dominaron la Tierra durante, según los científicos, unos 165 millones de años, ¿es demasiado aventurado imaginar que, si no todos algunos, pudieran llegar a ser más inteligentes de lo que somos nosotros?

Tamaño y peso de un Titanosaurus

Lo lamento pero no podemos aceptar Titanosaurus como animal de compañía

¿Qué acabó con ellos? La respuesta oficial es que un evento catastrófico los barrió del planeta hace 65 millones de años, en una suerte de extinción en masa que esencialmente aniquiló quizás al 50 por ciento de lo que estaba vivo, aunque la verdad sigue estando abierta a diversas posibilidades y números.

Según la ciencia convencional un asteroide de 13 a 16 kilómetros de diámetro se cayó sobre el planeta a una velocidad de unos 18 Km./s e impactó en la península del Yucatán con una fuerza equivalente a 100 millones de megatones de TNT. Este evento catastrófico cambió para siempre el clima y la topografía de la Tierra y terminó con el reinado de los dinosaurios.

El impacto produjo un profundo agujero, expulsando material hacia la atmósfera, polvo negro, que sumió al planeta en la oscuridad durante meses, quizás hasta un par de años, con lo que los organismos fotosintéticos, como las plantas, comenzarían a morir. De ahí los dinosaurios herbívoros no tendrían nada que comer y habrían desaparecido y, a su vez, los dinosaurios carnívoros tampoco tendrían nada que comer y habrían desaparecido en quizás no más de cinco a diez años.

En este caso, también, qué tan rápidamente se llevó a cabo la extinción sigue siendo una materia de debate.

¿Pero es posible que algunas especies de dinosaurios sobrevivieran a este evento cataclísmico o incluso que prosperaron por varios miles o incluso millones de años?

¿Es posible que los extraterrestres hubieran querido sustituir a los dinosaurios por una especie más inteligente y a su imagen y que la Tierra fuera el lugar perfecto para hacerlo?

Huella humana junto a la de un dinosaurio en Glen Rose

Huella humana junto a la de un dinosaurio en el Parque Estatal Valle del Dinosaurio, en Glen Rose, Texas

Para responder a estas preguntas que a muchos pueden parecer “herejes” o propias de la ciencia ficción, se puede acudir a numerosos tallados antiguos y otras obras de arte en las que los dinosaurios y el hombre parecen haber coexistido.

A menos de 145 kilómetros del epicentro del impacto que acabó con los dinosaurios se encuentra una de las ciudades más grandes y mejor preservadas de los antiguos Mayas: Chichén Itzá.

Es curioso que el mismo lugar, Yucatán, que sufrió este choque devastador del asteroide que causó la extinción de los dinosaurios, también sea la principal zona de residencia de los antiguos Mayas, más cuando se dice que Chichén Itzá fue el lugar donde los Mayas hicieron contacto con los dioses.

También en la zona Maya y en otras áreas de México hay representaciones curiosas de dinosaurios como los Pterosaurios. En Bonampak, en concreto, en una pintura mural aparece dibujada la cabeza de un dinosaurio al lado de personas.

Si supuestamente los dinosaurios se extinguieron hace millones de años, ¿cuál sería la explicación de la riqueza del arte maya que representa interacciones entre seres humanos y lo que parecen ser dinosaurios, encontrados en la misma zona en la que supuestamente se extinguieron?

Al otro lado del mundo, en el norte de Camboya, en uno de los complejos de templos más grandes del mundo, Angkor Wat, entre la complicadas esculturas de piedra que adornan las paredes del sitio sagrado, se encuentran numerosas imágenes de animales que supuestamente vagaban por la región donde el templo fue construido.

Pero hay una imagen, que representa lo que parece ser un dinosaurio y que ha dejado a estudiosos y arqueólogos rascándose la cabeza.

En uno de los templos del complejo, Ta Prohm, hay una serie de medallones que están grabados en su superficie y un medallón en particular llama especialmente la atención debido a que se trata de la figura de lo que parece ser un Stegosaurus. Lo curioso del tema también es que se trata del animal, no de su esqueleto, un Stegosaurus con su piel y músculos, como si alguien lo hubiera visto “en vivo y en directo” y lo hubiera representado.

¿Cómo es posible que el artista fuera capaz de grabar algo así? ¿Los vieron o recibieron el conocimiento sobre su existencia y apariencia de algún modo?

No hay duda de que las civilizaciones antiguas debieron haber encontrado restos de dinosaurios, ya que muchos de ellos vivían en zonas donde los dinosaurios fueron muy abundantes y debieron realizar con su arte interpretaciones de los mismos, pero ¿cómo los interpretaron tan exactamente, teniendo en cuenta que hace 200 años teníamos dificultades hasta para encontrar la manera en que los huesos de dinosaurios encajaban entre sí?

Dinosaurio en Angkor Wat y en dibujo maya

A la izda. el Stegosaurus de Ta Prohm, en Angkor Wat, Camboya, y a la dcha. representación de un dinosaurio entre personas en Bonampak, México

¿Qué podría explicar el sofisticado conocimiento anatómico de los dinosaurios que tenían los antiguos constructores de Angkor Wat? ¿Podría ser que su conocimiento viniera de primera mano, como resultado de la interacción real?

En Tsodilo Hills, en Botswana, África, en 2001 los arqueólogos descubrieron lo que muchos creen que es el artefacto religioso conocido más antiguo del mundo, una serpenteante talla de 6 metros realizada hace más de 70.000 años por los antiguos habitantes de San.

La adoración de la serpiente es una de las más antiguas formas de culto religioso y la podemos encontrar por todas partes, pero la enorme magnitud de la cabeza de la serpiente, que mide 2 metros de altura, ¿podría sugerir que la talla no representa a una serpiente sino a un dinosaurio?

De hecho hay muchas obras de arte antiguas que claramente muestran especies de reptiles reales siendo adorados por seres humanos, con lo cual se podría pensar que alguna especie de presencia reptiliana estuvo aquí en la Tierra en el pasado remoto, eso si entendemos  que trataron de imitar o representar lo que vieron y que no fue todo producto de una imaginación colectiva planetaria.

Siempre que se trata con evidencias de la posibilidad de que los dinosaurios y la humanidad coexistieran la ciencia del tiempo ha tratado de dar explicaciones, pero las evidencias arqueológicas sugieren que en realidad no es tan sencillo.

¿Es posible que las antiguas representaciones de dinosaurios sean la prueba de que en alguna época pasada humanos y dinosaurios coexistieron? Según los principales científicos, esta posibilidad no sólo es increíble sino que además es absolutamente imposible.

Pero para esos científicos que niegan rotundamente dicha posibilidad, en el Parque Estatal Valle del Dinosaurio, en Glen Rose, Texas, Roland T. Bird, explorador de campo para el Museo de América encontró en 1930 una huella humana “claramente definida” junto a rastros de dinosaurios sobre una capa de piedra caliza en el lecho del río.

Más tarde se encontrarían más huellas humanas junto a huellas de dinosaurios, en el mismo estrato de tierra, algo que según los científicos es imposible ya que se supone que los dinosaurios, como hemos dicho, desaparecieron hace 65 millones de años. Pero es simplemente imposible afirmar con rotundidad que todos los dinosaurios del planeta Tierra desaparecieron por completo en esa ocasión y lo más probable es que algunos sobrevivieran durante al menos varios millones de años más.

Un humano con un dinosaurio en una Piedra de Ica

Una de las miles, famosas y polémicas, de Piedras de Ica, en este caso mostrando la interacción entre un humano y un dinosaurio

Sea como sea, según la corriente científica principal, la evidencia fósil encontrada en el Valle del Dinosaurio no es concluyente.

Se explica que hay tres periodos básicos de los dinosaurios: el Triásico, el Jurásico y el Cretácico. Pero estos nombres no se deben a los dinosaurios sino a las estructuras rocosas que se encontraron en ese momento.

Así el Triásico se remonta de los 250 a 200 millones de años de antigüedad, el Jurásico de los 200 a los 135 millones de años y finalmente el Cretácico, de 135 a 65 millones de años.

El método científico más utilizado para determinar la edad de los fósiles es un proceso conocido como la datación de carbono, una técnica que mide la tasa de decadencia y la radiactividad en un objeto orgánico.

El carbono-14, no es un isótopo estable, por lo que se desintegra con el tiempo, mientras que el C-12, carbono-12, no se descompone, así que si se miden los dos entre sí, se puede saber de forma muy general la edad de un organismo; y es que para realizar estas dataciones se precisa de materia orgánica, como madera o hueso.

Un trozo de piedra no puede ser fechada por carbono y, a menudo, los arqueólogos se reducen a encontrar algo orgánico bajo un trozo de piedra, que es datado para, a continuación, suponer -no necesariamente de manera correcta- que el trozo de piedra se remonta al período de la cosa que está bajo ella.

Así pues para objetos que tienen millones de años de antigüedad no hay un método científico que nos permita datarlos a ellos concretamente, ya que se datan los huesos de los dinosaurios de acuerdo con la edad del depósito en el que éste se encontró.

La idea de que los dinosaurios desaparecieron completamente hace 65 millones de años es ahora algo que la ciencia está comenzando a descartar, añadiendo que la datación por carbono supone que la concentración de radiocarbono, carbono-14, es siempre una constante, cosa que no tiene porqué ser así, ya que el carbono-14 se produce como resultado de las interacciones de los rayos cósmicos con la atmósfera, lo cual quiere decir que si los rayos cósmicos cambiaron en el pasado, cosa bien posible, entonces la producción de carbono-14 que está presente en la atmósfera podría ser distinta y las dataciones serían incorrectas.

Entonces cabe pensar en la posibilidad de que algunos huesos podrían ser en realidad de miles o incluso millones de años después de cuando los paleontólogos creen que se extinguieron los dinosaurios.

En Ica, Perú, en 1961, los trabajadores del desierto de Ocucaje descubrieron una colección de piedras de andesita talladas, y muchas de ellas muestran lo que parece ser encuentros entre humanos y dinosaurios. Desde entonces aproximadamente 50.000 de estas misteriosas piedras se han encontrado por toda la zona.

El Dr. Cabrera fue el encargado de reunir todas las piedras, que son conocidas como las Piedras de Ica y que tienen una gran disparidad de tamaños, muchas de las cuales le fueron llevadas de todo el Perú por los indígenas y que acabaron siendo más de 20.000 sólo en la colección del profesor.

Archaeopteryx

Así de guapetón podría haber lucido el Archaeopteryx

En estas piedras no sólo se ven humanos junto a dinosaurios sino que en ocasiones los humanos están montando sobre el lomo de los dinosaurios como los Triceratops, los Braquiosaurus, los Tiranosaurus Rex y otros.

Algunos creen que las piedras datan del siglo V a.C. hasta principios del siglo XIII d.C., mientras que la comunidad científica es escéptica acerca de su origen e incluso de su veracidad.

Hay que tener en cuenta que sólo la enorme cantidad de piedras debieron de requerir que un artista tallara más de 1.000 piedras año tras año durante 45 años.

Pero aún si las piedras de Ica fueran reales, quedarían preguntas por responder como: ¿que les pasó a los dinosaurios? ¿Fueron simplemente cazados hasta la extinción? Y si es así, ¿Por quien? ¿Y por qué? En caso de haber convivido dinosaurios y humanos, ¿no sería probable que los primeros hubieran acabado fácilmente con nuestros antepasados?

En 1992 el Congreso de los Estados Unidos autorizó la creación del programa Spaceguard, una red mundial de telescopios diseñados para escudriñar el cielo en busca de asteroides que amenacen la Tierra y hasta 2011 la NASA había identificado aproximadamente 10.000 objetos cercanos que potencialmente pueden impactar nuestro planeta.

De todas las amenazas naturales que conocemos -terremotos, volcanes, huracanes, tifones…- la amenaza de ser impactados por un cometa o un asteroide es la única que a la que podemos hacer frente, ya que, en principio, nunca podremos detener un terremoto o erupción volcánica.

Pero si tenemos una década o dos de advertencia de que un objeto quizás nos impacte, podemos trabajar para tener la tecnología necesaria para enviar un nave espacial y darle un empujón para cambiar un poco su rumbo y que de este modo no nos impactara.

Si podemos controlar la trayectoria de los asteroides para alejarlos de la Tierra, es lógico pensar que extraterrestres altamente avanzados tengan la tecnología para dirigir un asteroide hacia la Tierra, lo cual abre la posibilidad de que el impacto ocurrido hace 65 millones de años no se tratase de algo fortuito.

Pero surge la pregunta de si el impacto fue el único detonante de la extinción. Durante décadas, la mayoría de los científicos han creído que el asteroide que fue responsable de hacer desaparecer a los dinosaurios fue un pedazo de un asteroide gigante llamado Baptistina, pero el 19 de septiembre del 2011 la NASA concluyó que el mortal asteroide quizás tuvo un origen diferente. Entonces, ¿de dónde vino el asteroide? ¿Podría tratarse en vez de eso de un arma extraterrestre?

Imagen del celacanto

Y así de feo luce el Celacanto, que se creía extinguido

En 1980, el físico Luis Álvarez descubrió una delgada capa de sedimento a nivel mundial de casi 65 millones de años de antigüedad que contenía altos niveles de Iridio, un elemento que no se encuentra naturalmente en la Tierra.

Ese material podría venir de un asteroide o de un cometa, pero definitivamente llegó desde algún lugar del sistema solar más allá de la Tierra y de la Luna.

Se cree que el Iridio fue depositado en la Tierra por objetos celestes como meteoros, cometas y asteroides, pero este elemento raro pudo también haber sido introducido en la atmósfera como un subproducto de algo más, como por ejemplo la lluvia radioactiva producida por un arma nuclear.

Mucha gente ignora que la mayor parte de los esqueletos de Tiranosaurus Rex que son exhibidos en varios museos del mundo, como por ejemplo el que se encuentra en el The Field Museum de Chicago, han sido pintados con una mano de pintura específica de plomo de alta densidad. Y el motivo para esto es que cuando se descubrieron estos huesos de Tiranosaurus Rex, también se descubrió que habían sido expuestos a una radiactividad muy intensa.

Pero si los dinosaurios realmente fueron víctimas de un ataque nuclear, ¿podría encontrarse alguna evidencia de ello? Muchos creen que la evidencia existe y que se encuentra en las páginas de los antiguos textos hindúes como en el Mahabharata, en el que hay historias que claramente describen lagartos de varios tamaños, incluso algunos del tamaño de edificios, y donde se narra que todos fueron exterminados masivamente. Además indican que esto fue debido al enfado de los dioses.

Ahora, ¿podemos ver esto y decir que es sólo mitología o hubo allí algún tipo de evento a nivel de extinción masiva provocado por alienígenas ancestrales?

Si vemos los registros dejados en los antiguos escritos en sánscrito de la India, vemos descripciones de armas que se asemejan al armamento atómico moderno, del mismo modo que se encuentran descripciones de tecnología avanzada como naves espaciales (los Vimanas).

En el Mahabharata y en otros textos sagrados de la India se puede leer que estas armas de destrucción masiva fueron usadas y producían un brillo “superior a 1000 soles” cuando eran utilizadas y que luego caía el silencio sobre toda la zona afectada. Y si fueron empleadas armas nucleares la única conclusión lógica es que su origen fuera extraterrestre.

En todo caso, y como se ha preguntado anteriormente, ¿podría ser que algunos dinosaurios hubieran sobrevivido hasta hoy?

En 1861, en Solnhofen, Alemania, los arqueólogos descubrieron un extraño fósil incrustado en piedra caliza cuyas características lo identificaron claramente como un dinosaurio pero con una excepción: que tenía alas. Lo llamaron “Archaeopteryx“, o “ala antigua”, y es considerado como “la Mona Lisa del mundo fósil”.

Es un animal que vivió hace 150 millones de años, que tiene una cola ósea, grandes garras, dientes en su boca y que fue un animal pequeño y volador. Antes que él no se conocía ningún dinosaurio con plumas pero este animal fue claramente diseñado para volar.

La realidad es que hay más de 100 características anatómicas que son similares entre pájaros y los dinosaurios. De hecho existe una teoría que dice que el Tiranosaurus Rex, por ejemplo, es pariente de las gallinas y avestruces de hoy en día.

Actualmente es muy aceptado que los dinosaurios no se extinguieron, ya que, por ejemplo, si se considera que vivimos con más de 10.000 especies de pájaros, esto significa que 10.000 especies de dinosaurios viven en la actualidad.

El cráter de Chicxulub en la península de Yucatán, México

Actualmente se considera el cráter de Chicxulub, en la península de Yucatán, México, con 180 kilómetros de diámetro, como el resultado del impacto del asteroide que supuestamente acabó con los dinosaurios hace 65 millones de años

A día de hoy el Arqueópterix es la única especie de dinosaurio que los paleontólogos creen era capaz de volar, pero si esto fuera así, ¿cómo es que todos los pájaros modernos descienden de esta única criatura? ¿Y cómo es posible que los pájaros y algunos reptiles con genes de dinosaurio fueron capaces de evolucionar?

Si hace 65 millones un impacto acabó con los dinosaurios, ¿cómo es que sólo los dinosaurios murieron cuando cualquier tipo de animal sobre la Tierra debería de haber muerto sin distinción?

Si tenemos en cuenta que algunos animales que nos son familiares sobreviven desde hace mucho tiempo, como las cucarachas, los cocodrilos, los tiburones o los lagartos, existe la posibilidad de que algunos que no hemos visto quizás vivan en lo profundo del océano o en lagos inexplorados. Es algo que simplemente no sabemos.

Hablando de lagos, es bien conocido el caso de Nessy, el monstruo del Lago Ness, en Escocia, pero a lo largo de los años han habido numerosos reportes de otros “seres” en lagos alrededor del mundo. ¿Podría tratarse de dinosaurios que sobrevivieron la devastación de hace 65 millones de años y que encontraron un lugar en el cual sobrevivir?

Para los escépticos que creen que los dinosaurios murieron hace millones de años, está otro caso, el caso del Celacanto, un pez de 2 m de largo y 45 Kg. de peso, que fue descubierto frente a las costas de Madagascar en 1938 y que se creía extinto por millones de años y que es en realidad anterior a los dinosaurios.

En 1993, el paleontólogo Mary Schweitzer publicó un innovador estudio acerca del hueso fracturado de una pierna de un Tiranosaurus Rex, que se supone que tiene 70 millones de años de antigüedad. Schweitzer descubrió los restos de vasos sanguíneos y lo que parecen ser células completas, lo cual contradice lo que la mayoría de los científicos han creído por mucho tiempo acerca de la naturaleza duradera de los tejidos corporales de los dinosaurios.

Esto abre todo un mundo a la paleogenética, un mundo gracias al cual podremos ver la estructura genética de un organismo antiguo de una manera que no se ha podido hacer hasta ahora.

Hasta ahora se pensaba que todo lo que es de naturaleza suave ha sido osificado y no podría existir hoy, pero la investigación mencionada aparentemente muestra que podría haber muestras de ADN dentro de los fósiles de dinosaurio y que puede ser extraído, con lo que podría ser usado para recrear uno o más dinosaurios, una especie de auténtico Parque Jurásico.

¿Es posible que los extraterrestres manipularan el material genético para hacer los dinosaurios más pequeños, una especie más manejable? ¿Es posible que animales como el Celacanto, los cocodrilos o las tortugas, sobrevivieran debido a que los extraterrestres así lo garantizaron, guardando su ADN y reintroduciéndolo en los océanos del mundo millones de años después de su extinción?

¿Tendrían pues los extraterrestres un plan en el que no entraban, o sobraban  los dinosaurios y por eso acabaron con ellos o su final fue debido a una catástrofe “natural”? ¿Es posible que algunos de los dinosaurios sobrevivieran al cataclismo, convivieran con los humanos y hayan llegado hasta el día de hoy pero con otras formas o en sitios no explorados?

Sólo el tiempo decidirá si algún día se podrán responder todas estas preguntas con total seguridad.

Transformer

¿A qué es debido que después de prolongado rato frente al ordenador o cuando el alcohol corre por mis venas, por ejemplo, el color de mis ojos cambie claramente de marrón a verde?

Jean Paul y sus cosas #1

Nuestro gran amigo Jean Paul, del que esperamos que algún día se digne a escribir algo en el blog y que nos envía decenas de links a diario, nos ha hecho llegar 3 que me han parecido lo suficientemente nobles como para compartirlos en este santo lugar.

El primero es Full-on Lovemaking, creación de Breakmaster Cylinder, que ha hecho un mix con escenas de 55 películas y vídeos al que le ha puesto como banda sonora una remezcla muy original y catchy de Mr. Sandman hecha por él mismo. Ole tú.

Si accedes a su canal de Youtube encontrarás otros trabajos del estilo y aquí puedes descargarte su último álbum de manera gratuita.

El siguiente vídeo es Kill the Noise Pt. I, del álbum Kill Kill Kill de Kill The Noise, alias del productor Jake Stanczak y cuya estética visual retro y música no sé porqué me ha hecho pensar en el Nightcall de Kavinsky & Lovefoxxx que ya colgamos hace tiempo “DaftPunk-izado”. Y no, no espero que entiendas esta conexión que ha establecido mi mente.

Acabamos esta entrega de hoy el sugerentísimo vídeo The Devil’s Den de Skrillex & Wolfgang Gartner. Debo reconocer que la música no me congratula mucho que digamos, pero el vídeo en sí me parece tremebundo. A ver qué opinas…

A %d blogueros les gusta esto: